Envío GRATIS en pedidos > 35€

¿Auto masaje para acelerar la recuperación?

Antes de todo, este tipo de masajes no sustituyen al masaje de un profesional, simplemente nos pueden ayudar a recuperar mejor. 

Los masajes ayudan a la circulación, lo que acelera la recuperación muscular. También estimulan la actividad nerviosa y la segregación de sustancias químicas que hacen que nuestros músculos se recuperen antes. 

Vamos a daros unos consejos para ayudar a nuestras piernas, ya que tienen grupos musculares grandes y de fácil localización. Para los masajes es conveniente usar alguna crema o aceite para mejorar el deslizamiento de nuestras manos y evitar que nos hagamos daño.

- Los cuádriceps:

Nos sentamos y flexionamos la pierna un poco, con la palma de la mano deslizamos presionando ligeramente desde la rodilla hasta la parte alta del muslo, con 8-10 repeticiones, puede suficiente.

- Cintilla iliotibial:

Hay que hacer pequeños círculos con los dedos por toda la parte lateral exterior del muslo, desde la rodilla hasta la cadera. Repetimos 8-10 veces en ambas piernas.

- Aductores:

Antes de nada es importante que los hayamos estirado bien, ya que se nos suelen acortar por la posición que llevamos en la bici.

Hay que hacer pequeños círculos con los dedos en toda la parte interior del muslo, tras esto "masajeamos" la musculatura, es decir con la mano abierta vamos aplicando presión a la vez que vamos cerrando y abriendo la mano sobre este grupo muscular. 9-10 repeticiones en cada pierna.

 - Biceps femoral:

Con los dedos y la palma de la mano "masajeamos", cogemos y soltamos toda la masa muscular que tenemos desde la corva hasta el glúteo, con 10 repeticiones es suficiente.

- Glúteo:

Quitando el peso del cuerpo sobre la pierna que estamos masajeando, tenemos que hacer presión y deslizar bien con los dedos o la palma de la mano, desde la espalda baja hasta la parte central del glúteo. Repetimos esto pero desde la parte alta del muslo al centro del glúteo.

- Peroneo

Con ambas mano deslizamos ejerciendo presión en la parte exterior de la espinilla, desde el tobillo hasta la rodilla, 10 repeticiones en cada pierna.

- Tibial exterior:

Abarcando la espinilla con las dos manos, hay que ejercer presión y deslizamiento desde el tobillo hasta la rodilla por el interior de la espinilla. Repite unas 10 veces.

- Empeine:

Con los dedos masajeamos desde los dedos de los pies hacia el tobillo, con suavidad, es una zona sensible. Repetimos 10 veces en ambos pies.

- Plantas de los pies:

Masajeamos desde el talón hasta la la punta del pie, con especial atención a la zona done llevamos la cala. Repetimos 10 veces en cada pie.

Es muy importante tener en cuenta que la finalidad de estos masajes es activar la circulación y acelerar la recuperación, por ello no hay que ejercer demasiada presión y nunca debemos masajear fuera de los músculos, evitando las zonas próximas a las articulaciones, tendones, ligamentos, etc.

Por último el uso de geles fríos también es recomendable para activar la circulación, usándolos después de los entrenamientos ayudaremos a recuperar antes. 

¿y tu, utilizas estas técnicas para una mejor y más rápida recuperación? ¿cuál de estos ejercicios realizas? ¿o haces otro que no hemos mencionado? 

cuéntanoslo en los comentarios. 

 

Ride For Your Life


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados